LOS BENEFICIOS DEL VINO

0
116

1. EL VINO TIENE VITAMINAS Y MINERALES

El vino está hecho con fruta, el vino contiene un único ingrediente: uvas. Por tanto es de esperar que un producto natural que procede de zumo de uvas, sin aditivos, contenga las propiedades de la fruta.

2. LOS HIPERTENSOS PUEDEN TOMAR VINO

El consumo habitual de vino no afecta a la presión arterial ni tampoco a los riñones, El vino es una bebida hiposódica, al poseer un contenido de sodio inferior a 50 mg por litro.

3. LAS MUJERES TOLERAN EL ALCOHOL EXACTAMENTE IGUAL QUE LOS HOMBRES

Se suele atribuir una peor metabolización del alcohol en las mujeres debido a que, por un lado las mujeres pesan en promedio menos que los hombres y por otro debido a una mayor proporción de tejido adiposo en su cuerpo, lo que provoca que, aunque metabolizan igual lo hacen más lentamente (efecto lagunaje). En todo caso, la tasa metabólica es igual en mujeres que hombres.

4. EL ALCOHOL NO ENGORDA, EL VINO SÍ (PERO MUY POCO)

Según diversos estudios, el cuerpo humano no convierte el alcohol en grasa, ni en músculo. Su aporte energético posee un moderado índice glucémico (similar a los carbohidratos) que pasa a la sangre pero que es absorbido de manera inmediata, especialmente en su propia degradación en el hígado.

Ahora bien, alcohol aparte, el vino sí posee macronutrientes pero estos engordan mucho menos de lo que se cree. El vino es 85% agua y 14% alcohol, que como hemos visto ni es un macronutriente, ni engorda. El 1% restante son ácidos, oligoelementos y azúcar. El vino no contiene ningún tipo de grasas, ni colesterol.

5. LOS SULFITOS NO PRODUCEN RESACA, NI DOLOR DE CABEZA

Los vinos con elevados contenidos en histamina pueden provocar en personas sensibles una alteración denominada histaminosis, con dolores de cabeza, sensibilidades y, en caso más extremos, cuadros alérgicos.

FUENTE: VINETUR.COM